Archivo de la categoría: biodiversidad

Protección de la biodiversidad en medios agrarios y ganaderos, el reto en la conservación de espacios naturales en el siglo XXI

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por fjmartin. Texto original

Si realizáramos una encuesta en cualquier ciudad, pueblo o aldea de nuestro territorio acerca de la necesidad de la protección de bosques, riberas, lagunas o zonas montañosas, obtendríamos un amplio consenso en que efectivamente, hay que protegerlos. ¿Pero y un campo de cultivo, un huerto, un viñedo, un olivar o un campo de cereal….? El resultado sería radicalmente distinto, y obtendríamos muchas respuestas argumentando, que en esos lugares antropizados, solo se producen alimentos y no hay nada que proteger.

Protección de la biodiversidad en medios agrarios y ganaderos, el reto en la conservación de espacios naturales en el siglo XXI

Zona del Valle del Lago, Somiedo. Autor: Miguel González Colino.

Según estudios realizados en diferentes grupos faunísticos: Invertebrados, Reptiles, Anfibios y Aves, aquellas especies ligadas a medios agrarios son las que han mostrado un declive mayor, siendo más fácilmente detectable en el caso de las aves, como así lo atestiguan los estudios realizados por la Sociedad Española de Ornitología a través de los programas de seguimiento de aves comunes llevados a cabo durante los últimos 20 años.

Las causas de esta silenciosa catástrofe ambiental son el abuso de pesticidas, la intensificación agraria y una grave simplificación del medio, que ha eliminado cubiertas herbáceas, linderos, sotos, vegetación riparia u otros retazos de vegetación natural, así como los cambios de usos del suelo y la transformación de secanos en regadíos o los cultivos herbáceos, por cultivos leñosos, en definitiva hemos transformado los ricos campos europeos en meras factorías de alimentos controladas por la oferta y la demanda.

Todos estos cambios, así como un claro abuso de insumos químicos en los cultivos es difícilmente controlable fuera de Espacios Protegidos donde no existen Planes Rectores ni Planes de Uso y Gestión, de ahí la gran importancia de que parte de estas zonas de elevada biodiversidad quede protegida de una forma u otra, bien sea, mediante una regulación y control de esta actividad por organismos medioambientales, pero sobre todo sea por la penalización en las subvenciones recibidas de la PAC a aquellos agricultores que demuestren prácticas poco compatibles con la conservación de la biodiversidad o bien por una ampliación de la Red de Espacios Protegidos de aquellas zonas agrarias y ganaderas que presenten especies en declive, raras o amenazadas.

No debemos olvidar que las subvenciones que nutren el medio agrario y ganadero en Europa, proceden de dinero público y fondos procedentes de los impuestos de los ciudadanos europeos y debería tener una premisa obligada de la búsqueda del Bien Común en toda la ciudadanía y el medio ambiente, ligada a buenas prácticas ambientales en los cultivos, cosa que hoy día está lejos de ser real.

Pero no podemos como ciudadanos y consumidores dejar toda la responsabilidad de la conservación de espacios agrarios y ganaderos en manos de los gobiernos o los mercados, como consumidores tenemos el poder de decisión final, comprando o no aquellos productos que consideremos lesivos con el medio ambiente y seleccionando productos ecológicos y de cercanía, elaborados mediante técnicas agrícolas y ganaderas mucho más sostenibles, así como aquellos productos que certifican una mejora ambiental en sus terrenos.

Es por tanto una evolución natural en la gestión de los Espacios Naturales, incorporar no solos paisajes prístinos en nuestro elenco de espacios a proteger, sino también medios más humanizados, hasta hora no percibidos como medios a proteger y conservar, sin duda es el reto más importante al que nos enfrentamos para frenar la pérdida de biodiversidad en Europa.

Si te interesa esta temática y quieres seguir aprendiendo el Instituto Superior del Medio Ambiente desarrolla los cursos Gestión de Espacios Protegidos Especialista en Protección y Gestión de Espacios Naturales en los que Francisco participa como docente.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

La conservación de la Biodiversidad

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por gcastillo. Texto original

Se acerca el día mundial de la conservación de la diversidad biológica (el 22 de mayo), y como cada año se describirán en los diferentes medios de comunicación la importancia que tiene la diversidad biológica, como el número de especies sigue disminuyendo de forma alarmante y como poco a poco nuestros ecosistemas se van empobreciendo y degradando.

Las ONGs y diferentes asociaciones involucradas en la conservación de la naturaleza realizarán actos donde reivindicarán la importancia de la conservación de la especies y denunciarán la pasividad de las administraciones y los gobiernos para afrontar esta grave situación que a su juicio podría llevar a un colapso en la naturaleza.

Por supuesto, corrientes de pensamiento contrapuestas indicarán que en todas las épocas ha habido extinción de especies y que la naturaleza ha seguido su curso sin interrupciones  y tildarán estas denuncias de catastrofistas.

Hace unos cuantos años, durante mis estudios de biología, leí un libro titulado “Exctiction” donde se hacia una introducción metafórica comparando la tierra con un avión. La diversidad biológica (todas las especies que conocemos y las que nos quedan por conocer), la formaban todos los componentes del avión (el fuselaje). Los pasajeros iban llegando al avión y observaban como unos operarios arrancaban piezas del fuselaje. Cuando preguntaban el motivo de arrancarlos y sobre todo cuando preguntaban, si no sería peligroso viajar en un avión al que cada vez le faltaban mas piezas, los operarios les contestaban que no pasaba nada, que el avión funcionaría perfectamente sin esas piezas, que no eran imprescindibles.

¿Hasta cuándo funcionará la nave tierra?, ¿cuántas piezas tenemos que arrancar para desestabilizar el avión y caer en picado?. Estas y otras muchas preguntas pueden hacerse a partir de la lectura de esta corta pero interesante metáfora.

La conservación de la diversidad biológica es una de las tareas más importantes e imprescindibles que debemos afrontar los navegantes de esta nave, y lo es porque la sola extinción de una especie puede conllevar cambios en el ecosistema del que formaba parte esa especie y acabar generando una situación insostenible para la propia especie humana, que no olvidemos forma parte también de ese fuselaje.

Dentro del amplísimo campo de estudios relacionados con la gestión de la biodiversidad, la gestión de la fauna es uno de los pilares de la misma. A su vez la gestión faunística es también muy amplia y compleja.

Como docente en el ISM quiero aportar mi conocimiento mediante los materiales elaborados en el Curso de Gestión y Conservación de la Fauna, donde se plantea de manera sencilla y didáctica como abordar esta disciplina, permitiendo al participante obtener una visión general de esta compleja materia, aportando actividades y ejemplos de gestión, que le servirán como herramientas en su carrera profesional, aportando su granito de arena  para entre todos evitar la pérdida de biodiversidad.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

PRIMAVERA EN APOGEO

Publicado en: Naturaleza en Santorcaz y otras tierras... por Alfredo Doncel. Texto original

No acabó de afianzarse el calor en el largo puente pasado, aunque los síntomas de que llegará los pudimos ver. No pudimos salir mucho por el frío o la lluvia, pero entre algún paseíto que nos hemos podido dar todos y otro que me di yo sólo el miércoles, algo puedo contar.

En el camino de Guadalajara, en la piscina una parejita de pardillos (Carduelis cannabina) se hacía carantoñas, el macho ya con sus mejores galas. También pudimos ver al primer aguilucho cenizo (Circus pygargus) de la temporada y un macho de aguilucho lagunero (Circus aeroginosus).

El macho da semillas a la hembra, será un buen padre...
... así que a buscar más semillas.
Aguilucho lagunero
Aguilucho cenizo, las alas más delgadas y la cola más estrecha
que el otro aguilucho
Los campos están crecidos pero el frío era de febrero
Otro día fuimos por el camino de Pezuela, donde lo que nos entretuvo fue un cernícalo vulgar macho (Falco tinnunculus) que se levantaba de un poste a otro según hacíamos nuestro camino. Desde casa, otra de las señales del calor: un águila calzada (Aquila pennata) de fase oscura.

Atento a cualquier ratón, prefería vigilar posado porque con
tanto viento era mejor no luchar contra él
Nervioso, nos miraba por encima del hombro para tenernos controlados
El color oscuro no es el más frecuente por la zona, tal vez estuviese de paso
Las orquídeas (Ophrys sphegoes) ya dan su color a pesar del frío

Como dije, el miércoles estuve unas horas yo sólo por el campo y el madrugón ayudó a ver cosas interesantes. Lástima que amaneció nublado y la luz no era la mejor para la fotografía.


A la salida del pueblo siempre acompañan los cantos de los jilgueros (Carduelis carduelis)
En seguida, ya en el monte, me encontré con un corzo (Capreolus capreolus)
A los quejigares ya habían llegado los mosquiteros papialbos (Phylloscopus bonelli)
En el pinar un azor (Accipiter gentilis) me echó el ojo y me aguantó un ratito, algo raro
A la salida del pinar un pinzó (Fringilla coelebs) marcaba su territorio
Al final salió el sol, y un conejillo (Oryctolagus cunniculus) lo disfrutó mientras no me
quitaba ni ojo ni oreja
Levanté un aguilucho lagunero macho que se posó a cierta distancia a vigilarme, 
parece igual al que vimos días antes en vuelo
En la carretera, una pequeña culebra acuática viperina (Natrix maura) había sido atropellada
En un cable de teléfono, se lucía una tarabilla común (Saxicola torquata)
ya en casa siempre me gusta tener la cámara a mano porque si uno mira al cielo o a los árboles, puede encontrar de todo. Esa vez, fue la primera águila culebrera (Circaetus gallicus) del año.

Águila culebrera en vuelo de desplazamiento

Puedes leer y comentar el artículo completo en Naturaleza en Santorcaz y otras tierras...

Cuaderno de campo #6

Publicado en: EL AMBIENTÓLOGO por Jorge Iglesias. Texto original

Hembra y macho de Pato colorado (Netta rufina) observados en las Lagunas de Ruidera (límite entre las provincias de Ciudad Real y Albacete). Al pato pelirrojo no le gusta nada la contaminación, ni mala calidad del agua y tampoco admite humanos cerca continuamente. Esta especie es un auténtico sello de calidad del agua y del… Sigue leyendo Cuaderno de campo #6

Puedes leer y comentar el artículo completo en EL AMBIENTÓLOGO

Técnicas genéticas para la identificación de especies

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por marianoluisc. Texto original

Desde hace tiempo ya se puede identificar especies mediante técnicas genéticas, aunque las personas comunes lo veíamos como de película; pero actualmente ya no es tan complejo, ni tan caro encargar a un laboratorio que te analice un trozo de tejido y te identifique la especie. Hay más, como las técnicas genéticas son tan sensibles, en 2011 se empezó a hablar del eDNA (environmental DNA) o ADN ambiental. Es decir que no hace falta ver la especie para saber que está en un ecosistema, en el agua se disuelven las deyecciones, restos de piel, etc. que tienen ADN y que se pueden detectar. En nuestro caso, tomando una muestra de agua se puede amplificar el ADN que exista para poder identificar la especie que buscamos.

Para explicarlo un poco, el procesado de una muestra de eDNA es la siguiente:

Tomamos una muestra de agua, aproximadamente un litro. Se filtra la muestra, de tal manera que se transfiera el ADN al filtro y éste se lleva a un volumen mucho más reducido con una solución característica para producir la lisis y liberar al ADN en la solución. Se purifica la muestra mediante distintas técnicas y entonces ya se puede proceder a la amplificación: copiarlo muchas veces para que se pueda trabajar con él.

La muestra de ADN se amplifica por medio del proceso de PCR, siglas en inglés de Reacción en Cadena de la Polimerasa. Para conseguir la replicación del ADN debemos rodear la muestra de una mezcla de nucleótidos y de la encima polimerasa, que es la que facilita la reacción, esa mezcla se llama mezcla maestra o “Master mix”. En primer lugar debemos separar las dos hebras de la cadena de ADN (la doble hélice), esto se consigue mediante una subida de temperatura hasta los 90ºC, inmediatamente se baja hasta una temperatura más adecuada para que comience la reacción. Para amplificar únicamente el ADN que nos interesa, se incluyen en la mezcla unos cebadores o “primers” que son unos trozos de ADN característicos de la especie que buscamos y que se pegan al ADN de la muestra, siempre que sea de la especie objetivo, y permiten a la ADN polimerasa que comience a pegar nucleótidos a partir del cebador. Cuando termina su trabajo, tenemos el doble de cadenas de ADN. Para tener suficiente ADN se repite el proceso entre 20 o 50 veces. Para hacernos una idea, si se parte de 2 cadenas de ADN y se repite el proceso 40 veces teóricamente obtendríamos 1 billón de cadenas, cantidad suficiente para verlo a simple vista y detectarlo con seguridad.

El último paso es la identificación del ADN producido en la PCR, que normalmente se realiza mediante una electroforesis en un gel de agarosa.

Pero los avances en la identificación de especies mediante técnicas genéticas no se ha quedado ahí. Actualmente está disponible la técnica de la qPCR (quantitative PCR), llamada así por ser una PCR que permite cuantificar el número de cadenas de ADN que hay en la muestra. También se conoce con el nombre de PCR in situ, ya que los resultados se pueden obtener en muy poco tiempo. Para explicar las diferencias con la PCR normal, voy a poner el ejemplo de la especie exótica invasora con la que estamos trabajando: el caracol del cieno, Potamopyrgus antipodarum.

El comienzo del proceso es similar: toma de muestra, filtrado, lisis y  lavado con distintos buffer: de proteínas, salino, de secado; para luego eluir el ADN, ya puro, antes de mezclarlo con una mezcla maestra que incluye una sonda con un fluoróforo que emite luz cuando se une al ADN, por lo tanto, a medida que se duplica el ADN se va emitiendo luz y cuanto más ADN exista en la muestra, más rápido se alcanzan las intensidades de luz prefijadas y por tanto, si hemos realizado una curva patrón que nos relacione biomasa con luminiscencia podremos estimar la biomasa de la muestra. Otra de las ventajas de este método es que no hace falta el posterior proceso de electroforesis en gel, porque cuando acaba la PCR ya tenemos los resultados.

Técnicas genéticas para la identificación de especies

Técnicas genéticas para la identificación de especies

En el proceso de purificación se tardan 5 minutos y no es necesario el uso de ningún aparato de laboratorio habituales en la purificación: centrífugas, electroimanes, etc. La PCR se realiza en un termociclador que pesa menos de un kilo y que es totalmente portátil. Los 45 ciclos que recomiendan en el protocolo tardan 50 minutos. En consecuencia, en menos de una hora tenemos los resultados, después de filtrar la muestra (que se puede hacer con jeringas de gran volumen). Además no hace falta llevársela al laboratorio, todo el trabajo se puede realizar en el campo.

Nuestro equipo de trabajo (que incluye a Everis Ingeniería, Ecohydros y la Universidad de Oviedo) está en camino de desarrollar cebadores para especies invasoras, para especies protegidas, para especies interesantes para la acuicultura e incluso para detectar especies con elevado valor comercial. Si las condiciones son normales, en 6 meses se puede desarrollar un cebador para una especie nueva.

En consecuencia, existe la herramienta y la posibilidad de adecuarla a las necesidades de cada uno en un tiempo razonable. Lo único que falta son proyectos interesantes donde aplicarlo. Pensemos en las especies protegidas, es una técnica que no nos obliga a capturarlas para saber dónde están, lo cual es importantísimo si el número de individuos de la población es bajo.

Si la qPCR es una herramienta del presente, el metabarcoding lo es del futuro. El método parte de una amplificación de ADN por PCR, pero usando cebadores inespecíficos que permiten que el ADN de todas las especies se amplifique, no sólo el de una, como antes hacíamos. Después se secuencian los fragmentos amplificados y por comparación con una base genética podemos identificar a todas las especies que hay.

Las posibilidades de esta metodología son brutales, nos olvidaremos de las personas mirando durante horas por una lupa para identificar las familias de macroinvertebrados. Se desarrollarán índices a nivel de especie que serán mucho más sensibles que los que ahora tenemos. Con una muestra de agua podremos decir todos los peces que hay en una laguna, no hará falta pescarlos, lo que le produce mucho estrés y en algunos casos muerte de algunos ejemplares. Etcétera, etcétera.

Mariano  Cebrián y Pedro Pablo Loné colaboran con el ISM como docentes del curso Gestión y Monitorización de la Calidad de las Aguas donde se profundiza en el análisis de indicadores biológicos para la evaluación de la calidad de aguas.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

Abre los ojos

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por cintallano. Texto original

Abre los ojos y mira, huele, escucha, toca y, en definitiva, siente.

Como bien saben nuestros alumnos del curso de Diseño de Itinerarios interpretativos, invitar al uso de los sentidos es una de las técnicas interpretativas más utilizadas y por ello todo guía interpretativo que se precie nos dará alguna de estas indicaciones: Oler, tocar, mirar con atención o escuchar nos acerca a lo que el guía nos está interpretando, nos ayuda a establecer una relación con ese elemento haciéndonos partícipes de alguna singularidad, evitando que permanezcamos impasibles ante lo que sería un monólogo del guía.

Observar con atención nos hace descubrir nuevos detalles

Tras una ruta guiada en la que se nos incite a usar los sentidos tendremos muchos recuerdos: Esa foto con una gran sonrisa y ese brillo en los ojos de felicidad, y todas esas imágenes de distintos momentos que guardamos en nuestra memoria y seguro que una gran satisfacción y relajación que nos proporciona el contacto con la naturaleza. De igual manera, como hemos conectado con lo que se nos contaba, recordaremos mejor lo que no ha contado el guía, lo cual nos hace sentir satisfechos.

Flores

Las flores: su belleza, en ocasiones, su olor y todos sus visitantes son interesantes

Pero esto no es todo, algo cambiará en nosotros después de una buena ruta guiada, nos volveremos investigadores (que siguen observando, oliendo, tocando…) y día a dia, en nuestro entorno, descubriremos elementos que antes eran invisibles para nosotros: esa flor, ese canto, esas nubes … Y, sobre todo, se despertará en nosotros la curiosidad por lo que nos rodea.

Con todas las recompensas que obtenemos estarás deseando apuntarte a una ruta guiada. Pero,

¡Ten cuidado!

Nada de esto ocurre por casualidad, está todo planeado por esa persona que te está guiando. Desde el principio pretende que sus acompañantes aprendan, disfruten y por último, provocarles esa curiosidad que, seguramente, se transformará en afición, y, en ocasiones, en su pasión. Así que, ten precaución, esa persona que te guía (con una gran sonrisa) intenta cambiarte la vida y contagiarte su pasión.

¡Nos vemos de ruta! Si te atreves…

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs