Ecodiseño para reducir la Huella de Carbono del ciclo de vida de los coches

¿Te habías planteado, en algún momento, dónde se produce la parte más importante de la Huella de Carbono de un coche, a lo largo de su ciclo de vida completo? Vamos a intentar aclararlo y para ello nos vamos a basar en un estudio realizado por la World Auto Steel, que nos lleva a otras conclusiones interesantes, para el ecodiseño de los coches.

La Huella de Carbono de un coche comienza con la extracción y procesado de las materias primas necesarias para fabricar el coche, y el propio proceso de fabricación. Sigue con la fase de uso, en la que se consume combustible, lo que obliga a considerar también la extracción y refino de éste. Y termina al final de la vida útil, con el reciclado de la mayor parte de materiales posibles y el depósito en vertedero del resto.

Ciclo de vida de un vehículo. Fuente: http://www.nextgreencar.com

Hay una demanda legislativa creciente de una mayor eficiencia en el consumo de combustible por los automóviles. Ello ha llevado, entre otras cosas, a buscar una reducción de su peso, para lo que se ha recurrido a considerar el uso de materiales alternativos en el diseño de varios componentes del coche, que históricamente se han producido utilizando acero.

Pero, esta sustitución de materiales, con la consiguiente reducción del peso del vehículo, ¿es siempre positiva? La forma de dar una respuesta fiable es estudiar los impactos ambientales del ciclo de vida completo del vehículo, cuyos resultados nos dan alguna sorpresa.

En el estudio encargado por la World Auto Steel se han comparado tres opciones de fabricación de vehículos: la fabricación tradicional con acero; la fabricación con aluminio; y la fabricación eficiente con acero, en la que se optimiza la cantidad y resistencia del acero.

Como indicador ambiental se ha empleado la Huella de Carbono del Ciclo de Vida (tal y como se ha descrito antes) de las tres alternativas de fabricación mencionadas. Los resultados obtenidos son los siguientes:

En la fase de extracción y procesado de las materias primas, junto con la fabricación del coche, las emisiones de Gases de Efecto Invernadero ocasionadas por las partes de aluminio aumentan mucho las emisiones de la fase de fabricación, debido a que la producción del aluminio es muy intensiva en consumo de energía. La producción primaria de acero produce de 7 a 20 veces menos emisiones que otros materiales alternativos.

Las emisiones de Gases de Efecto Invernadero de la fase de uso son ocasionadas en: la extracción, refino y fabricación del combustible; y en el uso del combustible en el vehículo. En esta fase se produce la parte más importante de emisiones del ciclo de vida; y se nota el menor peso de los vehículos de acero y aluminio eficiente, con ventaja para este último.

En la fase de fin de vida útil, el reciclado de los materiales da lugar a emisiones de Gases de Efecto Invernadero evitadas, gracias a que ello evita el uso de materia prima. Como la producción del aluminio tiene mayores emisiones que la del acero, el reciclado del aluminio le da una mayor descarga ambiental.

El resultado para el ciclo de vida completo es que:

  • El coche de aluminio eficiente tiene unas emisiones de CO2e un 1% mayores que las de un coche de acero convencional. Además, su coste de fabricación es 3 veces mayor.
  • El coche de acero eficiente tiene unas emisiones de CO2e un 1% menores que las de un coche de acero convencional.

Los resultados del estudio muestran que:

  • Es importante tener en cuenta el ciclo de vida completo, para tener una visión correcta de los efectos ambientales de un producto. Mejoras parciales en una fase pueden conllevar a un empeoramiento global en el ciclo de vida completo, lo que sería perjudicial.
  • Los diseños actuales de coches con acero varían drásticamente en eficiencia.
  • La comparación de un diseño eficiente con acero, con un diseño eficiente en aluminio, reduce significativamente el ahorro en peso conseguido con la fabricación en aluminio.
  • En materia de ecodiseño, hay un importante potencial de ahorro en peso a mejorar, para la fabricación con acero.
  • Teniendo en cuenta que, en la fabricación con aluminio, el ahorro en peso del vehículo es de sólo un 2,8% frente a los diseños de acero eficientes, el incremento de coste que se produce con los materiales de aluminio no parece justificado.

También te puede interesar conocer la herramienta de apoyo al ecodiseño de vehículos, que World AutoSteel ha hecho pública recientemente. Se trata de la versión 5.0 del Modelo de Energía y Huella de Carbono de vehículos, desarrollado por la Universidad de California en Santa Bárbara (UCSB). El modelo, gratuito, en formato Excel, ayuda al usuario a hacer el Análisis del Ciclo de Vida y analizar los impactos ambientales del diseño de un nuevo vehículo.

Para los usuarios que quieran ir más allá de conocer la Huella de Carbono, el modelo puede interactuar con autoLCA™, que permite la conexión con el software Gabi (de la empresa thinkstep), de Análisis se Ciclo de Vida y sus bases de datos (requiere el pago de la licencia).  De esta manera, se puede hacer una evaluación completa de los impactos ambientales del Ciclo de Vida completa con metodologías como ILCD/PEF, que es la recomendada por la Huella Ambiental de la Unión Europea.

Si todos estos temas te interesan y además quieres formarte en la materia, te invitamos a visitar la web del Instituto Superior del Medio Ambiente (ISM), en la que encontrarás una amplio abanico de cursos sobre Ecodiseño, Huella de Carbono, Huella de Agua, Huella Ambiental de la Unión Europea, Ecoetiquetado, Análisis de Ciclo de Vida (incluido softwares SimaPro y Gabi), Gestión Ambiental de Producto, etc.



Puedes leer y comentar el artículo completo en: Comunidad ISM » Blogs.