¿De dónde viene tu café?

¿Alguna vez te has preguntado de dónde viene el café que tomas cada mañana? Probablemente pienses que es una pregunta muy sencilla y que basta con mirar el envase, pero la respuesta supone mucho más que decir el país.

¿Sabías que el café es uno de los productos agrícolas más valorados? Lamentablemente, en muchas ocasiones esto se traduce en mucho trabajo y pocos beneficios, especialmente para los pequeños productores. 


Principales dificultades de los pequeños productores

El precio del café fluctúa enormemente debido al aumento y disminución del volumen de las cosechas, que a su vez depende de las situaciones meteorológicas de cada año.

Los caficultores no siempre cuentan con datos suficientes para poder ajustar sus producciones en función de las necesidades del mercado. Los pequeños agricultores tampoco suelen disponer de la formación adecuada para modificar sus estrategias de venta y producción.

Por si esto no te parece lo suficientemente complicado, debes tener en cuenta que para que una planta de café empiece a dar frutos deben transcurrir al menos 4 años desde que es plantada, lo que reduce aún más la capacidad de adaptación de los productores de café a las fluctuaciones de mercado antes mencionadas.


El café y el cambio climático

Al igual que otros cultivos, el café se ve afectado por el cambio climático, haciendo que algunas plagas sean más dañinas y generando pérdidas importantes en las producciones de café. 


¿Cómo ayuda el sello de comercio justo?

Fairtrade ayuda a los pequeños agricultores a luchar contra las variaciones del mercado, garantizando un precio mínimo en las épocas en las que el precio de venta del café es muy bajo. También reciben apoyo diario gracias al aporte de conocimientos y habilidades técnicas y, gracias a la prima Fairtrade, incluida en el precio de estos productos, los productores pueden invertir en proyectos sociales y medioambientales.


Cómo puedes ayudar tú a los productores

La mejor manera es informarte de dónde viene el café que consumes y, si puedes, buscar el sello de los productos Fairtrade, como ya conté en otro post, son muy fáciles de distinguir.




Si quieres, puedes ayudar a que otras personas tomen conciencia de la necesidad de apoyar este tipo de consumo. Una forma sencilla y divertida es formar parte de Fairtrade Challenge, un evento a nivel mundial para apoyar a los caficultores a través de la mayor pausa para el café del mundo. 

Consiste en que durante los días 13, 14 y 15 de mayo se beban cuantas más tazas de café de Comercio Justo Fairtrade posibles, para así poder concienciar y dar voz a los que no la tienen. Para ello puedes participar tu solo u organizar un evento en casa, en el trabajo, con tus vecinos, amigos o familiares. Puedes registrar tu evento y encontrar la información necesaria aquí. 

¿Tienes un negocio y quieres organizar tu pausa durante los 3 días que dura el reto? Ten en cuenta que puedes descargar o solicitar el material promocional necesario en su web. 




Así que ya sabes, nos vemos en las redes a través de la etiqueta #FairtradeChallenge, haz ver al mundo que apoyas a los productores de café y los productos de comercio justo. Así la próxima vez que pienses en tu café tendrás la certeza que el esfuerzo de estos productores ha sido justamente recompensado.

Más información: Sello Comercio justo.
Puedes leer y comentar el artículo completo en: La hipótesis Gaia