Camuflaje y supervivencia, el día a día de muchos animales



De seguro todos vosotros habéis visto alguna vez a un camaleón, el famoso animal que cambia de color según donde se encuentre para camuflarse. Famoso por ser lento, tener los ojos saltones y sacar la lengua de golpe para cazar a sus presas desde media distancia. Pues bien, el método del camuflaje no sólo es del camaleón, si no que muchos animales lo utilizan para poder sobrevivir día a día y no ser comidos por otros depredadores. Os voy a enseñar algunas técnicas de camuflaje y algunas especies que las utilizan.

Estos animales que se camuflan para no ser perseguidos y detectados han evolucionado a lo largo de millones de años desarrollando técnicas para reducir la probabilidad de ser visto. Hay dos grandes tipos principales de técnicas, el mimetismo y el camuflaje. El mimetismo es la capacidad de un animal a parecerse o imitar a otro animal para no ser visto o no llamar la atención de los depredadores y presas. Por otro lado, el camuflaje es la técnica que sirve para adoptar forma o parecerse a un objeto inanimado y no comestible a simple vista. No solo los insectos y reptiles puede camuflarse si no que existen especies marinas y mamíferos terrestres capaces de hacerlo.

 

El primer ejemplo que pongo es el del insecto palo que todos hemos visto alguna vez. Estos tienen el color y la forma de rama de las hojas de tal forma que cuando están inactivos por de día se quedan totalmente quietos y pasan desapercibidos ya que simplemente parece una rama de hoja más.

Insecto palo camuflado ente hojas y ramas

La oruga es un artista del camuflaje ya que normalmente es muy difícil de visualizar cuando se haya entre hojas.


La oruga tiene prácticamente el mismo color que la hoja

La araña lobo, es un tipo de araña capaz de copiar el color de las piedras donde se encuentra y parecer parte del suelo. En este caso no lo hacen para protegerse si no para no ser visto durante la caza de sus presas. Su movimiento lento y su camuflaje hacen que estas arañas sean todas unas cazadoras expertas.

Araña lobo camuflada
Pasando al ámbito marino, el pez piedra es un pésimo nadador, pero su potencial reside en la capacidad para camuflarse al fondo de la costa. Toma forma y aspecto de las rocas de la costa a poca profundidad y ataca a sus presas inyectándole con sus trece aguijones un veneno muy fuerte. El veneno puede ser mortal en los humanos si no es tratado con rapidez. Se encuentran en Australia y puede pisarse sin querer creyendo que es una piedra.

Pez piedra camuflado
Los pulpos y caballitos de mar también son capaces de poder camuflarse. Los primeros son capaces de mezclarse con el entorno y copiar formas e imitar a otros animales para pasar desapercibidos. Los caballitos de mar, al igual que los peces piedra, son lentos nadadores y en este caso no sólo lento, sino frágil, por lo que no le queda de otra que imitar el hábitat donde viven, las gorgonias. Se esconden de tal forma que parecen los pólipos de estas medusas. 
El pulpo es capaz de tomar el mismo color y forma que el suelo marino

El caballito de mar puede camuflarse entre los pólipos de los Cnidarios (medusas)
Por último, también tengo que añadir que hay mamíferos terrestres con capacidad de camuflarse en los bosques a través de su pelaje característico. Por ejemplo el guepardo y su pelaje con coloración interrumpida y manchas hacen que pueda ser más eficiente a la hora de aguardar a sus presas. Un caso curioso es el de la cebra, cuyo pelaje no sirve explícitamente para camuflarse si no que indirectamente cuando su depredador, el león, les ataca a la manada, ellos son incapaces de percibir cuando empieza y cuando termina una cebra por lo que no lanza el ataque hasta asegurarse. Con ello consiguen despistar a los leones y aumentar sus posibilidades de supervivencia.

Guepardo aguardando a su presa

Bueno para no hacerlo muy largo, volveré con este tema tan interesante otro día, añadiendo más especies curiosas y comunes que utilizan estos mecanismos tan fantásticos desarrollados a través de miles de años para poder sobrevivir en el entorno.






Puedes leer y comentar el artículo completo en: Aspectos Del Medioambiente.