Pep Lemon: un ejemplo español de Economía Circular, que permite entender el “upcycling”

La Economía Circular trata de desvincular el crecimiento económico, de un obligado consumo de recursos naturales. En el modelo de la Economía Circular las empresas hacen todo lo posible por conservar sus recursos y aprovecharlos, evitando, en la medida de lo posible el consumo de nuevos recursos, especialmente de aquellos que pueden resultar críticos. En definitiva, es el ecodiseño llevado al máximo, pensando, desde el diseño inicial, cómo conseguirlo.

En la Economía Circular se ha acuñado un término nuevo, el “upcycling”, de difícil traducción, pero importante significado. Se trata de una reutilización creativa, en la que los co-productos, los subproductos, los materiales no útiles y los residuos se transforman en productos de mejor calidad o mayor valor ambiental. Es lo contrario del “downcycling”, en el que todo se convierte en algo de menos calidad, que es lo que con frecuencia ocurre en el reciclado, en que se extrae o se obtiene un material útil de un producto, para emplearlo en otro sistema de producción. El upcycling requiere la intervención a fondo del ecodiseño, en todas las etapas del ciclo de vida del producto.

Pues bien, hoy quiero que conozcas Pep Lemon, una ejemplar iniciativa española de Economía Circular, social y colaborativa, que te ayudará a entender bien el concepto de “upcycling”.

En el año 2016 tuve el honor de ser invitado a participar como jurado de un concurso de ecodiseño en el CONAMA. De esa manera tuve la oportunidad de conocer el proyecto de Pep Lemon, en la isla de Mallorca, que me parece un excelente ejemplo de Economía Circular, social y colaborativa, que merece ser divulgado y apoyado.

El proyecto nace en 2013, de una realidad dura, marcada por la crisis vivida a partir del año 2007:

  • Cada año se perdían en Mallorca toneladas de limones que no tenían aprovechamiento, por tener una forma o un tamaño rechazados por el mercado, o por ser producciones familiares de pequeña dimensión.
  • La progresiva desaparición de empresas embotelladoras en Mallorca. En 1973 había 131 empresas, pero en 2017 ya sólo quedaban 2.
  • Un mercado de bebidas refrescantes acaparado en un 90% por grandes multinacionales. Pero con un pujante nacimiento de marcas locales (indie brands), muy creativas, que con ingenio y buen hacer se van haciendo un hueco en los mercados locales.

Pep Lemon es una brillante combinación de voluntades y oportunidades, que se desarrolla en la isla de Mallorca:

  • En primer lugar, recogen los limones y naranjas que son rechazados por el mercado convencional. Todos provienen de fincas de la isla de Mallorca. También aprovechan las algarrobas, otro producto local en desuso, para hacer una bebida de cola local.
  • Después los exprimen, con la ayuda de personas con discapacidad, que tratan cada limón y cada naranja con todo el cariño; y que gracias a esta iniciativa cuentan con un trabajo estable y útil, del que estar orgullosos.
  • A continuación, embotellan el zumo (totalmente natural) en la última embotelladora independiente de las Islas Baleares. Para ello emplean envases reutilizables.
  • Distribuyen su producto, mediante la colaboración de los medios de transporte de otra empresa local, en aquellos locales de la isla que entienden el proyecto, valoran un producto natural y apuestan por lo que Pep Lemon representa.
  • Aprovechan la pulpa de la producción de la bebida, que podría ser un residuo, para producir mermelada de limón y naranja.
  • Y para que no falte de nada, también tienen el Gin&Lemon, la combinación perfecta: zumo de limón natural, sin gas y ginebra con aromas de romero.
  • Dedican un 5% de lo obtenido con la producción, al fomento de la cultura local.

Como ves, se trata de una idea sencilla, a la que no le falta de nada. Una industria local, que:

  • Emplea productos que se desaprovechaban, convirtiéndolos en algo de más valor.
  • Hace un producto natural, con una producción sostenible.
  • Utiliza envases reutilizables.
  • Tiene un contenido social, dando trabajo a personas con discapacidad, que no lo tienen nada fácil.
  • Minimiza su Huella de Carbono y su Huella Ambiental, con una producción y una distribución local, que cierran el ciclo de vida del producto.

En definitiva, un ejemplo español de “upcycling”.

Otro aspecto interesante de Pep Lemon es que no tienen interés en exportar botellas fuera de Mallorca. Prefieren que otros repliquen el modelo a nivel local, utilizando recursos y creando riqueza a nivel local, de manera que se produzcan beneficios ambientales y sociales, a pequeña escala, pero en muchos lugares.

Confío que el proyecto te haya gustado tanto como a mí, y que las ganas de probar cualquier especialidad Pep te desborden, por ser un buen producto natural, que cuida su ciclo de vida completo, y un excepcional ejemplo de economía circular, local, social y colaborativa. Es difícil compendiar tantas cosas en un solo proyecto.

Pero la felicidad nunca puede ser completa, y Pep Lemon fue demandada por PepsiCo, alegando que se sentían perjudicados por que los consumidores se confundirán con los nombres, que en su opinión son demasiado similares. De momento, en octubre de 2016, los tribunales le dieron la razón al poderoso, en una discutible sentencia, pero Pep Lemon no tira la toalla.

Si la iniciativa de Pep Lemon te parece valiosa, crees que la demanda de PepsiCo es una desmesura y que Pep Lemon merece seguir adelante, quizá te interese colaborar en una campaña que pide que se respete a la empresa mallorquina.

Si estás interesado en los temas de Ecodiseño, la Declaración Ambiental de Producto, Análisis de Ciclo de Vida, software de ACV, Huella de Carbono, la Huella Hídrica, la Huella de Agua, la Huella Ambiental de un producto y cómo se calculan, te invitamos a participar en el curso que impartimos sobre las Huellas de Producto en el Instituto Superior de Medioambiente (ISM) sobre esta materia.



Puedes leer y comentar el artículo completo en: Comunidad ISM » Blogs.

LA UE PERMITE EL DOBLE DE MICOTOXINAS EN AGRICULTURA ECOLÓGICA (?)

Una de preguntas rápidas:

1-Valores límite de micotoxinas. ¿tienen los alimentos ecológicos un valor límite del doble que los convencionales?. No
2-La UE, en 2007 ¿Duplicó los valores límite de micotoxinas?. No. Sólo incrementó 4 valores de 48.
3-¿fue esta elevación por culpa de los alimentos ecológicos?. No parece. Según el reglamento, el motivo fue otro.

En anteriores entradas vimos que las alertas por micotoxinas se producen fundamentalmente en importaciones de frutos secos. Sin querer minusvalorar el maíz, que genera menos alertas, pero se consume de forma más elevada, y puede resultar problemático según las condiciones climáticas.
También vimos, que no parece haber evidencia científica para asegurar que haya mayores niveles de micotoxinas en productos ecológicos que convencionales, aunque históricamente ha sido una preocupación de los investigadores.

Sin embargo hemos leído varias veces esta asociación entre micotoxinas y alimentos ecológicos, y en especial la de que tienen un valor límite legal del doble.

¿de dónde procede este mito?

El origen de esta asociación, parece ser el libro de J.M. Mulet “los productos naturales, vaya timo” en el que se dice:

En la modificación del reglamento 1126/2007 se tolera que el nivel máximo de micotoxinas (sustancias tóxicas provenientes de hongos) y aflatoxinas(micotoxinas carcinogénicas provenientes de algunos tipos de hongos) en la producción ecológica sea el doble que en la producción convencional.


Bien, pues como se puede observar del título del reglamento 1126/2007, regula los niveles de toxinas derivados de hongos Fusarium,  en concreto deoxidivalenol, zearalenona, y fumonisin B1, B2. No regula Aflatoxinas (que proceden de otra familia de hongos....)


REGLAMENTO (CE) No 1126/2007 DE LA COMISIÓN de 28 de septiembre de 2007 que modifica el Reglamento (CE) no 1881/2006 por el que se fija el contenido máximo de determinados contaminantes en los productos alimenticios por lo que se refiere a las toxinas de Fusarium en el maíz y los productos del maíz



Además, regula ciertos niveles de ciertos productos en general, no sólo en agricultura convencional, es decir que Agricultura ecológica y convencional tienen los mismos MRL (valores límite).  Por tanto la afirmación, tal cual está redactada es falsa.


La entrada podría terminar aquí, pero vamos a analizar un poco más este reglamento de 2007.

¿por qué decidieron modificar el reglamento de 2006 y elevar algunos valores de micotoxinas?


El reglamento de 2006, pionero regulando estas sustancias, establecía los MRL (valores límite) para 6 familias de micotoxinas (aflatoxinas, ocratoxina A, patulina, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, toxinas T-2 y HT-2), en un total de relaciones de 48 valores límite.

Y reconocía que, en relación con el maíz, no se conocen con precisión los factores de formación de fusarium, en especial zearalenona y fumonisinas, y sus valores se revisarían (o no) en 2007, en función del nuevo conocimiento adquirido.

Por tanto, la aplicación o revisión de valores límite en 2007 estaba ya prevista.

El reglamento de 2007 justifica los nuevos valores, de acuerdo con que “debido a las condiciones climáticas, en las cosechas de 2005 y 2006 se han observado niveles más altos en el maíz, principalmente de zearalenona y fumonisinas, y en menor medida de deoxinivalenol, que en las cosechas de 2003 y 2004”. Lo mismo se dice en el informe Rasff de 2006.

He buscado en los informes Rasff 2005-2006, en los informes de la EFSA y en artículos científicos. No he encontrado relación entre el incremento de micotoxinas de 2004-2005 y la agricultura ecológica. Incluso he hecho alguna búsqueda en google, en inglés, y no encuentro a nadie, periodista, científico o bloguero hablando del problema de 2004-2005, ni del aumento de los valores en 2007 por culpa de la agricultura ecológica. Buscando en castellano, sí he encontrado escritos y comentarios en los que se repite la errónea frase de J.M. Mulet.

Tendré que ser humilde y admitir que, el hecho de que yo no haya encontrado la relación, no significa que no exista, sólo que no la puedo incluir en mi análisis. Ya comenté en mi primera entrada que mi objetivo era compensar las entrada en la que hablé de “menos plaguicidas” con una en la que hablara de “más micotoxinas”, pero parece que me va a costar hacerlo.


¿Qué valores se modifican?


El reglamento de 2007 establece 26 valores, de los cuales, en 13 de ellos se mantienen los valores de 2006, 7 son valores nuevos(categorías que no aparecían en el anterior reglamento) y 4 valores que fueron modificados (recordemos, frente a 48 del reglamento de 2006)

Los valores modificados son estos:

sólo 4 valores fueron modificados


Se duplicó el MRL de zearalenona de aperitivos y cereales de desayuno, pero no el de harinas y triturados.
Se duplicó el MRL de fumonisinas de maíz no elaborado, se “más que duplicó” el valor para alimentos (excepto los mencionados en otras categorías) y se mantuvo el valor de las harinas. Se duplicó el valor para cereales de desayuno.

El resto de categorías no se modificaron.
  

¿Algún error más en el libro respecto a micotoxinas?

Veamos lo que dice el libro:

Sin ir más lejos, en 2008 el sistema de alertas rápidas de la UE para temas alimentarios (RASFF) detectó varios problemas graves por contaminación en alimentos “ecológicos/orgánicos/biológicos” motivados por una presencia de micotoxinas más alta de la autorizada, a pesar de ser el doble que en la agricultura convencional.

Nuevamente no he podido contrastar que el problema de 2008 haya sido debido a la agricultura ecológica, pero sí, que fueron las Aflatoxinasen cereales y frutas/vegetales (además de los recurrentes frutos secos) las que generaron problemas. Recordemos que éstas no fueron modificadas en 2007.

Fueron aflatoxinas, fundamentalmente en frutos secos
Rasff 2008

“As in previous years, also in 2008 mycotoxins are the hazard category with the highest number of notifications. The RASFF received in 2008 a total of 931 notifications on mycotoxins, of which as many as 902 concerned aflatoxins. This means that the decreasing trend of the previous years is inversed with an increase of 28% for aflatoxins and 23% for mycotoxins in general.


Conclusión: No podemos creer sin someter a cierto espíritu crítico, ni lo que digan los expertos, ni tan siquiera a aquellos que seguimos y a veces veneramos, sin riesgo de caer en la “falacia ad hominem” en dirección inversa a la habitualmente empleada. 


Puedes leer y comentar el artículo completo en: Mhitos de la Agricultura Ecológica.

Bebe agua de grifo #IgniteMAD4

Hace unas semanas tuve la oportunidad subirme al escenario de Ignite Madrid #4 para compartir, como no podía ser de otra manera, unas ideas sobre el impacto de los residuos y nuestro modelo de consumo. Una experiencia que os cuento en esta entrada y que quedó documentada en este vídeo:

 




 

Conocí Ignite gracias a Txema, que ha participado en la edición valenciana del evento. Y gracias a él me enteré de que se buscaban oradores para la cuarta edición de Ignite en Madrid, así que me propuse para hablar sobre la economía circular de los envases de plástico.

Y lo primero que tengo que a gradecer a la organización y el resto de ponentes de Ignite Madrid #4 es un baño de realidad: todo muy bonito pero… ¿qué es eso de la economía circular? Tuve que simplificar mi planteamiento inicial para adaptarlo al formato: 5 minutos y 20 transparencias que pasan automáticamente cada 15 segundos. Creo que no fui plenamente consciente de lo que significa esto hasta que no subí al escenario y me dí cuenta de que no es lo mismo que dar una ponencia con el mando de la presentación en la mano y una cierta flexibilidad en el tiempo.

Y eso que Nacho Arenas nos había avisado previamente de lo complejo de es concretar y transmitir una idea en 5 minutos. Con su ayuda y la de el resto de ponentes conseguí sintetizar el mensaje: una llamada de atención sobre la importancia de evitar la generación de residuos para reducir nuestro impacto en el planeta y nuestra propia salud. Los privilegiados que disfrutamos de agua de calidad y barata tenemos la responsabilidad de dejar de comprar botellas de plástico y beber agua del grifo.

Otras de las interesantes charlas que se pudieron escuchar en Ignite Madrid 4 fueron:

Pues eso, si te lo perdiste en directo aquí tienes la lista completa de Ignite Madrid 4.

Que lo disfrutes.



Puedes leer y comentar el artículo completo en: productor de sostenibilidad.

Repensando la manera de movernos en las ciudades: impactos ambientales y sociales

Estamos viviendo unos años de grandes cambios a la hora de entender las ciudades, y uno de los mayores retos a los que nos enfrentamos es conseguir una movilidad urbana sostenible.

Antes de proponer las posibles soluciones, debemos conocer bien los problemas a los que nos enfrentamos. El actual modelo de movilidad lleva consigo ligados una serie de impactos ambientales, sociales y económicos que debemos de corregir y de los que a veces no somos del todo conscientes de su magnitud e implicaciones.

A continuación resumimos los principales impactos y en la próxima entrada del blog analizaremos las posibles actuaciones que podemos realizar para tender hacia una movilidad más sostenible.

Impactos de la movilidad

  • Pérdida de competitividad y tiempo

Una de las consecuencias del modelo de movilidad urbana imperante en las ciudades españolas, en las que predomina el uso del vehículo privado, es la pérdida de competitividad y la ineficiencia en tiempos, costes y sostenibilidad.

Según el Ranking anual que realiza INRIX en las ciudades españolas debido a los atascos se perdieron de media 20 horas por conductor en 2016. Esto nos sitúa en el puesto 30 en el Ranking mundial.

Las ciudades grandes con mayores congestiones fueron Madrid y Barcelona, donde se perdieron 39,6 y 33,8 horas por conductor en atascos, respectivamente. En Londres se llegó a las 73,4 horas y en París a las 65,3.

A esto se suman los días de trabajo perdidos por bajas laborales relacionadas con accidentes de tráfico y enfermedades relacionadas con la contaminación atmosférica.

Además, sufrimos una importante pérdida de competitividad del país por la dependencia energética que tenemos del exterior, donde estamos 10 puntos por encima de la Unión Europea.

Aproximadamente un 40% del total de la energía que utilizamos es consumida por el sector transporte, un porcentaje también mucho mayor que la media europea. A esto se añade que, salvo un pequeño porcentaje, casi la totalidad de la energía utilizada proviene de combustibles fósiles (gasolina, diesel, queroseno…) que además de ser contaminantes no son autóctonos.

  • Emisiones

El sector transporte representa el 25% de las emisiones totales de Gases de Efecto Invernadero en España. La movilidad urbana representa casi la mitad de estas emisiones (Un 40% según Greenpeace). Estos gases son los principales causantes del cambio climático.

Además contribuyen a la existencia de gran cantidad de gases contaminantes como monóxido de carbono, monóxido de nitrógeno, dióxido de azufre, metano, ozono, etc.

Según la Agencia Europea de Medio Ambiente en la UE la polución del aire mata de manera prematura a 450.000 personas, 27.000 en España.

  • Ruido

Según la OMS la fuente principal de ruido en los ambientes urbanos sigue siendo el tráfico, que causa más del 80% de la contaminación acústica que se registra en las ciudades españolas. A nivel europeo, alrededor del 40% de la población está expuesta a niveles de ruido por culpa del tráfico superiores a los 55 decibelios.

Una exposición prolongada al ruido puede afectar a nuestra salud a través de efectos en el sueño, enfermedades cardiovasculares o trastornos relacionados con la audición.

  • Ineficiencia energética

La mayor parte de la flota de vehículos actual compuesta mayoritariamente por vehículos diesel o de gasolina no tiene una gran eficiencia energética. Un vehículo de gasolina sólo aprovecha aproximadamente el 25% de la energía del combustible, desaprovechándose el 75% restante (rozamiento, calor, etc).

En el caso del vehículo eléctrico de batería las estimaciones muestran una eficiencia del 77% si la electricidad utilizada es de origen renovable.

Es decir, se mueven vehículos que pesan mucho y requieren gran cantidad de energía para desplazarse (en su mayoría fósil y por tanto contaminante) con una ocupación muy baja, 1,2 personas por vehículo de media.

  • Consumo de suelo y territorio

En España hemos triplicado la longitud de nuestras autovías desde 1990, y con más de 15.000 km nos hemos convertido en el tercer país del mundo con más km (detrás solamente de EEUU y China), pese a ser un país pequeño.

Hemos hecho una gran inversión, consumido muchos recursos y fragmentado el paisaje y los ecosistemas, pero no hemos conseguido resolver el problema de la movilidad, muy basado en el uso del coche privado.

  • Afectación de la salud pública

Como hemos comentado antes este modelo de movilidad, basado principalmente en el vehículo privado, provoca una gran contaminación y pérdida de la calidad del aire. Esto repercute muy negativamente en la salud.

Las emisiones de los diésel por encima de los límites legales causan 38.000 muertes prematuras en el mundo –11.400 en Europa– según un estudio publicado en Nature en mayo de 2017.

A día de hoy 34 ciudades españolas no cumplen los parámetros que exige la UE de calidad de aire.

Resumiendo: el coche mata y no sólo por accidentes de tráfico.

Relación entre obesidad y modo de transporte ( bici+andando). Fuente: Anders Adamsen

Otra cuestión a tener en cuenta es el sedentarismo que va asociado a la movilidad.  En la gráfica superior, utilizada por Manel Ferri Tomás en el pasado Congreso Nacional del Medio Ambiente,  se compara la obesidad en relación con un tipo de movilidad que utilice principalmente la bicicleta o caminar.

Un dato: España es el 2º país con mayor número de personas obesas de la UE.

  • Exclusión laboral

Patrón modal no inclusivo, excluye a una parte de la población, principalmente jóvenes, mujeres y población extracomunitaria

Aunque la movilidad urbana y la oferta adecuada de los servicios de transporte colectivo han sido poco estudiados en sus relaciones con la pobreza y la exclusión es conocido que el actual patrón modal no es inclusivo y ya que existe una desigualdad en el acceso a distintas oportunidades de participación de los habitantes en sus actividades, según las diferencias entre modos de transporte y localización de los hogares.

  • Accidentes de tráfico

La primera causa de muerte en accidentes laborales es por accidente de tráfico. De cada 2 accidentes laborales uno es “in itinere”, es decir que le ocurre al trabajador durante el desplazamiento desde su domicilio hasta su lugar de trabajo, y viceversa.

Conscientes de la importancia de apostar por un nuevo modelo de movilidad, el Instituto Superior del Medio Ambiente y la Asociación de Ciencias Ambientales (ACA) han creado un nuevo programa formativo, Técnico en Movilidad Sostenible para formar a los profesionales en esta materia tan necesaria en administraciones locales y empresas.



Puedes leer y comentar el artículo completo en: Comunidad ISM » Blogs.

Feliz día de los océanos. Hoy es el día de acordarse de los mares y océanos. Algunas reflexiones sobre mi viaje a las Azores

El pasado día 5 de Junio celebramos el Día Internacional del Medio Ambiente y hoy es el día de mirar hacia los mares y océanos. A día y hora de escribir este artículo, las Naciones Unidas están reunidas en la Conferencia sobre los Océanos para tratar la problemática del cambio climático, la sobrepesca, la contaminación y pérdida de biodiversidad marina.

Puedes leer y comentar el artículo completo en: EL AMBIENTÓLOGO.

agregador de ambientólogos con blog

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies