¡No te vayas por las ramas!

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por cintallano. Texto original

Se dice que hace varios siglos España fue un paraíso forestal y que una ardilla podía cruzar la península de árbol en árbol sin pisar el suelo. Me imagino la felicidad de la ardilla. Irse por las ramas sería una gran noticia para ella, sobre todo si están llenas de frutos.

Las ardillas y sus saltos no son buen ejemplo para los guías (Fuente: Pixabay)

En cambio, si los guías quieren conseguir sus frutos, sus objetivos, no deben irse por las ramas, tal y como escribía Sam Ham, deben hacer una interpretación amena, relevantes, temática y organizada. En el mejor de los casos, saltando de rama en rama o de tema en tema solo conseguiremos una interpretación o visita guiada amena y relevante, y, con ello, sólo conseguiremos el entretenimiento de los participantes de nuestra actividad.

¿Y qué más puede pretender un guía aparte del entretenimiento de los participantes?

Si te están haciendo esta pregunta es que estabas empezando la casa por el tejado o al menos por la planta de arriba. El guía antes de una actividad se debe plantear sus objetivos específicos (J. Morales,2001)que dan respuesta a estas tres preguntas:

  • ¿Qué queremos que los visitantes sientan?
  • ¿Qué queremos que los visitantes hagan?
  • ¿Qué queremos que los visitantes piensen?

Emocionarse y observar atentamente pueden ser ejemplos de objetivos. (Fuente: Pixabay)

Estos objetivos se plantean sin olvidar que uno de los principales fines de la interpretación del patrimonio es la conservación del patrimonio interpretado. Y claro está, la conservación no se consigue solo entreteniendo a visitantes, hemos de despertar en ellos un interés, curiosidad y respeto por el patrimonio natural o cultural interpretado.

¿Cómo conseguiremos nuestros objetivos? ¡Sin irnos por las ramas!

En la preparación de la ruta, elaboraremos nuestro guión siguiendo los consejos de Sam Ham: Interpretación amena, relevante, organizada y temática. En este guión, las explicaciones girarán en torno al tema. Me gusta pensar en ella como el centro de un mapa mental en el que continuamente volvemos a la idea principal o tema, porque si pensamos en ella como un árbol parece que caeremos en la tentación de saltar a otro árbol-tema, cual ardilla.

Mapa Mental. Atlanta.es

Si toda la información se relaciona con una única idea es mas fácil que las personas que nos escuchan se queden nuestro discurso. Quizá te resulte difícil creerlo, y si te soy sincera, la primera vez que escuché esta idea de boca de Nacho Ibarra en un curso del CEDREAC hace varios años, tampoco me lo creí.

¿Lo probamos?  Te propongo el sencillo reto con el que me lo demostraron a mi; leeremos la primera lista de ideas:

  • Torre
  • Hombre
  • Mesa
  • Manzana
  • Camisa
  • Ruido
  • Dulce
  • Camino
  • Cojín
Leyendo un par de veces esta lista. ¿Cuántos elementos de la lista recuerdas? Bien, repitamos el procedimiento con esta segunda lista.
  • Lápiz
  • Goma
  • Bolígrafo
  • Rotulador
  • Regla
  • Cuaderno
  • Libro
  • Pizarra
  • Mesa

¿Y de esta lista? Seguro que alguno las recuerda porque cuando los elementos están relacionados entre sí, es mas sencillo. Ahora, probad ampliando la lista hasta 20 elementos, y comprobad los resultados. ¿Qué tal os ha ido? Seguramente no hayamos conseguido retener ni la mitad, y es normal. Según el psicólogo George Miller, la memoria a corto plazo tiene una capacidad de almacenamiento limitada, que está entre 7 más o menos 2 ideas. Pero de reducir el número de ideas a contar hablaremos en otro post, que hoy el tema es el TEMA y no nos queremos ir por las ramas

¡Nos vemos de ruta, de ruta temática!

Si te interesa seguir aprendiendo sobre cómo diseñar una ruta guiada en la naturaleza e interpretar el patrimonio natural de manera eficaz, Cinta colabora como docente del curso Guía de Naturaleza: Diseño de Rutas Interpretativas del Instituto Superior del Medio Ambiente

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

El sentido del humor como recurso pedagógico en #EducaciónAmbiental #EA26 26 de Octubre de 2018

Publicado en: #EA26 Educación Ambiental por Daniel Rodrigo. Texto original

En un contexto como el actual, de cambio constante en un mundo globalizado, con permanentes transformaciones sociales, tecnológicas y económicas, se hace cada vez más necesario lograr una comunicación eficaz de la problemática ambiental, que permita  afrontar con éxito el reto de la Educación Ambiental en el siglo XXI.

¿Pueden ser útiles unas pinceladas de humor en dicho contexto para introducir la necesaria perspectiva crítica y fomentar valores ecológicos?.

¿Resulta el sentido del humor una herramienta oportuna para una adecuada comprensión de la realidad ambiental?.

Frases como Muchas veces ayudó una broma donde la seriedad solía oponer resistencia”  atribuida al filósofo griego Platón ó  “El humor es la manifestación más alta de los mecanismos de adaptación del individuo” de Sigmund Freud, adquieren relevancia a la hora de plantear realidades adversas, pero ¿es conveniente utilizar el humor a modo de psicología inversa a la hora de tratar los problemas ambientales?.

 Captura de pantalla 2018-10-21 a las 23.01.23

Fuente: BBC (enlace)

 

La risa es un elemento amplificador de la creatividad y de la empatía, construye una autovía psíquica que conecta con las emociones, favoreciendo el aprendizaje y la cooperación social, sin embargo ¿existen barreras o prejuicios que condicionen la transmisión adecuada del mensaje a la hora de emplear el sentido del humor?.

¿Por qué emplear el sentido del humor dentro del ámbito de la Educación Ambiental? ¿Debería ser el sentido del humor una competencia clave de  las educadoras y los educadoras ambientales?.

Captura de pantalla 2018-10-21 a las 23.01.35 

Por otro lado, es habitual la comunicación visual en campañas ambientales para provocar emociones, sin embargo el recurrente uso de imágenes apocalípticas y la difusión de mensajes ambientales con dimensiones catastróficas genera pesimismo y a menudo rechazo social. Con este terreno previo, trabajar con el sentido del humor por bandera y emplearlo como herramienta pedagógica ambiental supone todo un reto para asegurarnos resultados positivos.

Si bien, no debemos obviar el poder de una imagen a la hora de combinar de forma simultánea perspectivas ambientales, sociales, políticas y económicas, ¿cuál es por tanto la potencialidad real del humor gráfico para introducir temas ambientales?.

Numerosos artistas gráficos de éxito, como Forges, Montt, Liniers, Pawel Kuczynski, El Roto… incluyen en sus trabajos, con pocas palabras y mucha imaginación, metáforas visuales que esconden ironía y sátira de la sociedad actual. El arte invita a abrir el ojo y las imágenes humorísticas esconden atributos potentes para su empleo en Educación Ambiental, a fin de cuentas cuando una idea va unida al humor, permanece más tiempo indeleble en nuestra mente.

¿Puede funcionar la ilustración humorística para crear mensajes a medida y acercar la Educación Ambiental  a toda la ciudadanía?.

Captura de pantalla 2018-10-21 a las 23.01.50 

Viñeta de El Roto. El País, 2014.

 

Dicen que la risa es la distancia más corta entre las personas, acortemos distancias hacia una sociedad más ética y sostenible. El próximo viernes 26 de octubre sonríe y pásate por Twitter con el HT #EA26 , entre las 18 y las 19 h debatiremos sobre el sentido del humor en la Educación Ambiental.

 

Ángela Rodríguez Rubio

@ericacine_

 

 

Puedes leer y comentar el artículo completo en #EA26 Educación Ambiental

El plástico en las aguas marinas y continentales, un problema que se agrava

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por marianoluisc. Texto original

La contaminación de los océanos no es un problema reciente, pero se agrava continuamente. Entre los contaminantes hay que destacar a los plásticos, que ya suponen un 80% de la contaminación marina. Una característica que hace a los plásticos muy problemáticos es que no se descomponen fácilmente y, con frecuencia, son confundidos por los animales marinos con posibles alimentos. En algunas regiones, las corrientes oceánicas arrastran billones de objetos de plástico en descomposición y otros residuos hasta formar remolinos gigantescos de basura. Uno de ellos, situado en el Pacífico septentrional y conocido como el “Gran Parche de Basura del Pacífico”, tiene una extensión que, según las estimaciones publicadas en 2018 por Scientific Reports, alcanza un tamaño de 1,6 millones de km2, más del triple de la superficie de España. Además, en los últimos años la comunidad científica se ha dado cuenta de que, con el tiempo, los plásticos van haciéndose trozos más y más pequeños hasta ser invisibles. El problema entonces es que pueden entrar en la cadena trófica, provocando problemas a los organismos que los ingieren y a todos aquellos que se alimentan de ellos, entre ellos los seres humanos.

En las aguas continentales el problema también existe, en especial en los lagos y embalses cuya cuenca está fuertemente antropizada, los ríos no están tan afectados por su carácter lótico. En cualquier caso están por desarrollar las metodologías que evalúen el efecto sobre de este contaminante sobre el ecosistema fluvial.

Siendo pragmáticos, hay que tener en cuenta que además de dañar el medio ambiente, la basura marina causa perjuicios económicos a actividades como el turismo, la pesca y el transporte marítimo. Por ejemplo, el coste para el sector pesquero de la UE se calcula en más del 1 % de los ingresos totales procedentes de las capturas realizadas por la flota de la UE.

Las fuentes de la contaminación son características de cada contaminante, pero en líneas generales se pueden citar el aporte de los ríos, los vertidos costeros y desde los buques. Los plásticos suelen llegar como residuos sólidos al mar (según Greenpeace, hasta 12 millones de toneladas de plástico entran cada año en nuestros mares a nivel mundial, lo que supone el 80% de la contaminación marina) y allí, tras un proceso de degradación, se convierten en microplásticos (tamaño inferior a 5 mm). Los microplásticos también se generan como tal de manera directa procedentes de diferentes fuentes, la industria cosmética, de pinturas, de neumáticos, textil y de pellets, entre otras.

Origen y destino de los plásticos en el medio marino. Fuente: Eunomia 2016. Plastic in the Marine Environment.

En relación con los ríos se han realizado diversos estudios entre ellos destaca el publicado en la revista Environmental Science & Technology, que ha localizado los diez sistemas fluviales que más residuos plásticos vierten a los océanos cada año. Entre el Ganges (India), Indo (India), Yangtsé (China), Río Amarillo (China), Amur (Rusia-China), Hai (China), Río de las Perlas (China), Mekong (Indochina), Nilo y Níger (África)  vierten el 95 % de las 2,75 millones de toneladas de basura plástica procedentes de los ríos del planeta (mucho más de lo que presupone Eunomia) y que acaban en el mar por la acción de las corrientes.

Los diez ríos más contaminantes. Fuente: Amanda Montañez

En las depuradoras de aguas residuales se están eliminando los plásticos, pero hay que resaltar que parte de los microplásticos evitan quedarse atrapados en las plantas de tratamiento. Prueba de ello es el artículo de Kay y col. 2018 donde estudian ellos microplásticos en las cuencas fluviales, donde además resaltan otras fuentes como la deposición atmosférica, las tierras de cultivo y la degradación de plásticos más grandes.

Para evitar la contaminación la mejor receta es no verter contaminantes a los mares, aunque también hay que pensar cómo eliminar los que ya existen. Para los grandes plásticos flotantes la forma más lógica de recogerlos es la mecánica, para lo que hay que utilizar grandes buques que los retiren. Es destacable la iniciativa de Boyan Slat, un joven emprendedor fundador de The ocean cleanup, que con una tecnología de bajo coste muy ingeniosa, pretende ayudar a concentrar esos plásticos y facilitar su recogida masiva.

Fuente: The ocean cleanup 2018. https://www.theoceancleanup.com/technology/

Para intentar frenar el vertido de plásticos, la Comisión Europa ha creado la Estrategia Europea para el Plástico en una Economía Circular. Esta estrategia plantea reducir la generación de residuos plásticos que llegan a los océanos, los que se incineran (limitando el efecto invernadero) y los que se depositan en los vertederos, fomentándose pues los procesos de reutilización y reciclado. La Unión Europea apoya la estrategia de los plásticos con una partida presupuestaria, habiendo invertido este mismo año 14,5 millones de euros que se dedican a la Sustainable Blue Economy para acelerar la política marítima europea en relación con los microplásticos.

Por otra parte, la iniciativa europea H2020 financia el proyecto CLAIM, un consorcio de 19 instituciones que pretenden introducir tecnologías verdes innovadoras para los mares semi-cerrados como el Mediterráneo y el Báltico. El objetivo es evitar que la basura plástica ingrese al mar. Para ello se han planificado intervenciones en dos de los principales puntos de origen: las plantas de tratamiento de aguas residuales y las desembocaduras de los ríos. En el caso de las plantas de tratamiento se está desarrollando un dispositivo automático de limpieza que permite filtrar hasta los micro-plásticos, mientras que en las desembocaduras de los ríos se colocarán de forma estratégica una serie de brazos flotantes equipados con cámaras para monitorear la recolección de basura flotante visible y evitar que dichos residuos ingresen al mar.

También hay que pensar en lo que podemos hacer nosotros para evitar la contaminación. En primer lugar, reducir el consumo de grandes plásticos, bolsas envases, etc. En relación con los microplásticos, ya se han creado App como Beat the Microbead, que lee los códigos de barras de los productos detectando cuales los tienen. Para tener otras  ideas de qué se puede hacer a nivel individual en relación con los plásticos visita la página ¿Planeta o plástico?, donde se recogen unas cuantas ideas.

La eliminación de los microplásticos es muy complicada ya que es un material difícilmente degradable, pues sólo determinados organismos pueden llevar a cabo su descomposición. Desde ese punto de vista hay que celebrar la investigación de científicos de la Universidad de Aveiro (Portugal), quienes han descubierto un hongo marítimo que podría ser clave en su eliminación de los océanos. Se llama Zalerion maritimum y degrada el microplástico de forma rápida y eficiente: aislado en laboratorio en un ambiente similar al del mar contaminado con microplásticos, en siete días es capaz de reducir el 77% de ese material.

La idea que quiero subrayar es que la contaminación de los océanos es grave, aquí sólo he mostrado de forma muy somera, la problemática del plástico, pero hay más contaminantes de los que preocuparnos. Aunque habéis podido ver que existen iniciativas para limpiar nuestros océanos, la solución siempre pasa por reducir el aporte de contaminantes. En eso tenemos que tomar conciencia que todos y cada uno de nosotros debe poner de su parte, aunque no estemos en la costa hay que evitar generar residuos, al final llegarán al mar a través de los ríos. Recuerda, la suma de los esfuerzos es lo que conseguirá salvar los océanos.

Mariano Cebrián del Moral colabora con el ISM como profesor del curso online Técnico en Gestión de Ecosistemas de agua dulce. Control y evaluación del Estado Ecológico en el que mejoramos la formación de los participantes para competir en el mercado laboral de la gestión del agua.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

Descubriendo el PN El Hondo (Elche)

Publicado en: Más allá de la ciudad por Fran Mercader Román. Texto original


El Parque Natural de El Hondo se encuentra entre los municipios de Elche y Crevillente, en el Bajo Vinalopó, ,y nos ofrece una serie de caminos muy bonitos donde descubriremos muchas aves, insectos y más animales, gracias a su gran extensión. 

Fue declarado Parque Natural en 1994 y además está incluido en el convenio internacional RAMSAR de protección de Zonas Húmedas y cuenta con una ZEPA (Zona de Especial Protección para las Aves). 


Cuenta con múltiples lagunas, aunque las más grandes son las de Poniente y Levante (650 y 450 hectáreas respectivamente). El agua que llega aquí viene de la desembocadura del río Segura y no del Vinalopó. Con este agua se riegan cerca de 40.000 hectáreas localizadas en la zona situada entre San Juan y Orihuela. 

Este espacio natural forma parte de la antigua albufera de Elche, que durante la Edad Media fue desecada casi totalmente. En esa época, las zonas húmedas eran una fuente enfermedades ya que eran el hábitat de mosquitos y ratas, vectores de la peste. Otro de los motivos era convertir esos campos en nuevas zonas de cultivo

En los años 20 del siglo pasado, la Compañía de Riegos de Levante construyó un par de embalses en esta zona pantanosa. Hoy en día la vegetación se ha apoderado de este enclave, por lo que parece un lugar completamente natural y además, es el hábitat de numerosas especies de aves muy importantes como la malvasía cabeciblanca o la cerceta pardilla, dos de las aves más amenazadas del planeta. 

Garceta común sobre un poste de la pasarela
Dentro de este espacio natural podemos encontrar cuatro rutas diferenciadas, la roja, la azul, la amarilla y la verde.  

La más sencilla de todas es la que parte del Centro de Interpretación del Parque, la ruta amarilla. Sirve para darte una idea de lo que es una zona húmeda. Una pasarela situada sobre una pequeña laguna llena de aves como fochas, ánades o garzas. 



La ruta roja es la que discurre paralela a uno de los canales principales. Un largo camino lleno de eucaliptos y donde podremos ver otra pasarela sobre el agua y varios miradores de madera, uno de ellos con bastante altura.

Para esta os recomendamos que llevéis prismáticos o una cámara con teleobjetivo porque si no vais a ver bien poco, ya que las lagunas son inmensas y los animales suelen recelar bastante de los humanos (y con razón). 

Ruta roja
La ruta verde es parecida a la amarilla pero un poco más larga. Aunque la más extensa es la ruta azul, que borde parte del embalse de Poniente (estas dos últimas no salen en la guía del Parque, aunque en la web sí, algo un poco raro) y en la que tenemos varios observatorios de madera tipo caseta. Aquí podéis ver más información de cada una de las rutas.



Cómo llegar 

Para hacer la ruta amarilla, verde y azul, deberéis dirigiros al Centro de Interpretación del Parque, pero si queréis hacer la ruta roja aquí os dejo el punto exacto donde debéis dejar el coche. 

Puedes leer y comentar el artículo completo en Más allá de la ciudad

Huracán en la puerta de casa.

Publicado en: productor de sostenibilidad por alvizlo. Texto original

12 de octubre de 2018, día de la Fiesta Nacional, mientras estamos entretenidos en las celebraciones típicas de esta fecha, el Centro de Huracanes de EEUU informa sobre Leslie. La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) lanza un aviso especial de fenómenos adversos. Y lo destaca en la predicción especial para el puente del 12 de octubre:

“Un elemento importante de incertidumbre para la predicción del domingo lo constituye la presencia sobre el Atlántico del ciclón tropical “Leslie”, catalogado hoy viernes como huracán de categoría 1 por el CNH (Centro Nacional de Huracanes de Florida, responsable de la predicción de este tipo de ciclones sobre el Atlántico) y cuya trayectoria aún no se puede determinar con precisión.

Existen dos escenarios principales en cuanto a su posible evolución. En el primero, se aproximaría al suroeste peninsular, produciendo precipitaciones que podrían llegar a ser fuertes y que irían acompañadas de vientos fuertes con rachas muy fuertes, en Extremadura, Andalucía y área del Estrecho. En el segundo escenario, los modelos de predicción señalan una aproximación a Canarias, donde podrían producirse precipitaciones y vientos fuertes.”

Y ahora ¿qué? Un huracán aproximándose a la Península Ibérica. No nos había dado tiempo a reponer los libros de la biblioteca inundada en Cebolla cuando una nueva tromba de agua tiñe de luto y catástrofe Sant Llorenç y otras zonas de Mallorca ¿ya hemos roto el clima? ¿Qué está pasando?

Es difícil de explicar, tanto que algunos encuentran resquicios por los que colar campañas publicitarias con las que tranquilizar la conciencia colectiva y despistar nuestra atención de los problemas reales o las verdaderas soluciones al problema.

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) nos alerta en su último informe de que ya estamos viviendo las consecuencias del calentamiento global de 1°C, lo que nos está dejando condiciones meteorológicas más extremas, aumentos en el nivel del mar y cada vez menos hielo marino en el Ártico. En su último informe, el IPCC destaca una serie de impactos del cambio climático que podrían evitarse limitando el calentamiento global a 1,5°C. Por ejemplo:

  • En 2100 la elevación del nivel global del mar sería 10 cm inferior con un calentamiento global de 1,5°C en comparación con uno de 2°C.
  • La probabilidad de que el océano Ártico quedara libre de hielo en verano sería de una vez por siglo con un calentamiento global de 1,5 °C, frente a un mínimo de una vez por decenio con uno de 2°C.
  • Los arrecifes de coral disminuirían entre un 70% y un 90% con un calentamiento global de 1,5°C, mientras que prácticamente todos ellos (> 99%) desaparecerían con uno de 2°C.
  • La limitación del calentamiento global daría más margen a las personas y los ecosistemas para adaptarse y permanecer por debajo de unos umbrales de riesgo pertinentes

La buena noticia es que algunas de las medidas necesarias para limitar el calentamiento global a 1,5°C están en marcha, pero es necesario acelerarlas, realizando transiciones rápidas y de gran alcance. Sería necesario que las emisiones netas globales de dióxido de carbono (CO2) de origen humano disminuyeran en 2030 alrededor de un 45% respecto de los niveles de 2010, y siguieran disminuyendo hasta alcanzar el “cero neto” aproximadamente en 2050.

Dejar de emitir CO2 implica cambios serios en nuestro modelo de producción y consumo, no vale con lanzar campañas blandas de concienciación ambiental o conformarse con mejorar ligeramente algunas estadísticas ambientales basadas en soluciones al final de la tubería.

Tampoco podemos olvidarnos de que el aumento de las temperaturas medias sigue en aumento y vamos a seguir sintiendo los efectos de ese aumento. Quizá el huracán Leslie, las trombas de agua, los veranos e inviernos “raros”… sean la nueva normalidad.

De momento el domingo 14 de octubre se esperan lluvias de 100 mm en Andalucía. En España estas precipitaciones son un problema porque según estimaciones de Ecologistas en Acción, existen más de 40.000 construcciones distribuidas por el conjunto del Estado situadas en cauces y zonas de alto riesgo de inundación.

La situación, cuando un huracán llama a nuestra puerta, es preocupante. Alucinante. Quizá no podemos atribuir este fenómeno al cambio climático, pero tampoco podemos descartarlo. En cualquier caso no podemos seguir mirando para otro lado. Las alarmas se han encendido y la hoja de ruta es clara.

Tenemos que frenar locuras como la nueva burbuja inmobiliaria que estamos inflando al borde de la siguiente crisis financiera. Tenemos que ser conscientes del impacto de nuestro modo de consumo y cómo repercute en el clima la industrialización de la producción de carne. Tenemos que poner los Objetivos de Desarrollo Sostenible en el horizonte de cualquier proceso de toma de decisiones…

Tenemos que hacer muchas cosas mientras perdemos el tiempo discutiendo si hay que recoger envases en contenedores amarillos o con maquinitas: hay que dejar de utilizar, cuanto antes, envases de usar y tirar. Es algo que implica a todo el modelo de producción y consumo, no solo a la contaminación por plástico.

Y no podemos dejarlo para mañana, porque solo tenemos un planeta. Y no lo podemos reciclar. El huracán llama a nuestra puerta ¿nos damos por enterados?

Puedes leer y comentar el artículo completo en productor de sostenibilidad

Misiones SENTINEL, teledetección en estado puro (y al alcance de todos)

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por JOSE MARIA. Texto original

Durante los últimos años, la ESA (Agencia Espacial Europea) está llevando a cabo una serie de misiones de observación de la Tierra, cada una de ellas pretende dar respuesta a ámbitos diferentes del medio natural; atmósfera, océanos, agua y usos del suelo son algunas de las aplicaciones principales. Estas misiones se engloban dentro del programa Copernicus y se conocen con el nombre de misiones SENTINEL.

Las misiones Sentinel, materializadas cada una por uno o varios satélites, proveen de información única y valiosísima, desde imágenes radáricas nocturnas y diurnas hasta imágenes ópticas adaptadas al monitoreo de océanos, atmósfera, usos del suelo o seguridad.

Familia Sentinel, fuente ESA

Familia Sentinel, fuente ESA

En relación a otros programas anteriores desarrollados en Europa creemos necesario resaltar el gran esfuerzo que se ha realizado en la puesta a punto de sistemas que permiten una rápida distribución de las imágenes, por cierto, de libre descarga, APIs, herramientas de análisis y visores cartográficos de excelente calidad.

Muchas son las aplicaciones con las que trabajamos día a día en Argongra relacionados con el seguimiento ambiental de aguas, usos del suelo y cambios urbanos. A continuación, os mostramos algunos ejemplos.

Como podéis ver hay, un mundo de posibilidades para nuevos proyectos, sólo es necesario conocer los principios de la teledetección y manejo de información geográfica. En los siguientes links podéis profundizar mucho más.

Copernicus Erope’s eyes on Earth

SENTINEL ONLINE

Jose Mª Cornejo colabora con el ISM como profesor de cursos online en el área de Sistemas de Información Geográfica y Teledetección

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies