Novedades en la Vigilancia y Seguimiento Ambiental según la Ley 9/2018

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por Santiago Molina Cruzate. Texto original

Una de las consultas que más se ha repetido en las últimas semanas en el Instituto Superior del Medio Ambiente se centra en conocer qué es el programa de vigilancia y seguimiento ambiental y por qué la nueva Ley 9/2018 por la que se modifica la Ley 21/2013 de evaluación ambiental pone el foco precisamente en este aspecto. Con el objeto de dar respuesta a tan interesante cuestión me permito retomar hoy blog en esta sensacional Comunidad con el saludable objetivo de poner un poco de luz al respecto.

Por empezar por algún sitio, comenzaré recordando que la normativa en materia de Evaluación Ambiental se ha visto modificada recientemente. Aunque la relevante aparición de la Ley 9/2018, de 5 de diciembre, por la que se modifica la Ley 21/2013, de 9 de diciembre, de evaluación ambiental , la Ley 21/2015, de 20 de julio, por la que se modifica la Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes y la Ley 1/2005, de 9 de marzo, por la que se regula el régimen del comercio de derechos de emisión de gases de efecto invernadero, ha despertado por lo general escaso interés, se han hecho ya numerosas referencias a las novedades que incorpora esta Ley. Me permito incorporar aquí el análisis realizado desde Terraqui que a todas luces es el más preciso y acertado de los que he leído hasta ahora y -me atrevería a decir-, a menudo obviando la fuente, el más copiado: Reforzado el carácter preventivo de la evaluación de impacto ambiental a través de la Ley 9/2018.

Independientemente de los necesarios ajustes, personalmente me gustaría centrarme hoy no tanto en la Evaluación Ambiental en su conjunto como en la vigilancia y seguimiento ambiental de proyectos y en las novedades que sobre este particular incorpora la esta Ley.

Pixabay

La legislación en materia de EIA previa a la aprobación de la Ley 21/2013 de Evaluación Ambiental, ya nos daba una idea razonablemente clara de lo que podía suponer un Programa de Vigilancia y Seguimiento Ambiental y de en qué medida este PVA debía formar parte del Estudio de impacto Ambiental. La primera referencia a este respecto la encontrábamos en el Real Decreto 1131/1988, de 30 de septiembre, por el que se aprobaba el Reglamento para la ejecución del Real Decreto legislativo 1302/1986, de 28 de junio, de evaluación de impacto ambiental (ambos ahora derogados) que, en su artículo 11, recogía la necesidad de incorporar una propuesta de medidas protectoras y correctoras y un Programa de Vigilancia Ambiental donde se indicarán las medidas previstas para reducir, eliminar o compensar los efectos ambientales negativos significativos, así como las posibles alternativas existentes a las condiciones inicialmente previstas en el proyecto.

En el escenario autonómico y haciendo referencia a obligaciones de ámbito regional, el Programa de Vigilancia Ambiental debe suponer requisito básico imprescindible en cualquier Estudio de Impacto Ambiental debiendo contener referencia a los controles necesarios para el seguimiento de la ejecución y efectividad de las medidas propuestas, indicando la metodología y el cronograma de las mismas. Así mismo, deben incluirse un conjunto de indicadores tanto del grado de ejecución de las medidas correctoras y preventivas como del seguimiento de su efectividad.

Aunque vigilancia y seguimiento ambiental han tenido un considerable protagonismo en las últimas actualizaciones legislativas, esta nueva Ley 9/2018 por la que se modifica la Ley 21/2013 de evaluación ambiental refuerza de manera explícita la consideración del programa de vigilancia y seguimiento ambiental a través de su ANEXO VI, “Estudio de impacto ambiental, conceptos técnicos y especificaciones relativas a las obras, instalaciones o actividades comprendidas en los anexos I y II”, incluyendo nuevas observaciones que, junto a las ya conocidas, afectan al contenido del Programa de Vigilancia Ambiental. La redacción de este anexo en lo que respecta al programa de vigilancia y seguimiento ambiental hace una vez más hincapié en la necesidad de que el programa de vigilancia ambiental establezca un sistema que garantice el cumplimiento de las indicaciones y de las medidas previstas para prevenir, corregir y, en su caso, compensar, contenidas en el estudio de impacto ambiental, tanto en la fase de ejecución como en la de explotación, desmantelamiento o demolición. Este programa atenderá, según recoge la propia la Ley, a la vigilancia durante la fase de obras y al seguimiento durante la fase de explotación del proyecto. El presupuesto del proyecto incluirá la vigilancia y seguimiento ambiental, en fase de obras y fase de explotación, en apartado específico, el cual se incorporará al estudio de impacto ambiental.

Los objetivos de este programa de vigilancia y seguimiento ambiental atenderán, en lo sucesivo y desde la aprobación de la nueva Ley, a:

a) La vigilancia ambiental durante la fase de obras:

  • detectando y corrigiendo desviaciones, con relevancia ambiental, respecto a lo proyectado en el proyecto de construcción.
  • supervisando la correcta ejecución de las medidas ambientales.
  • determinando la necesidad de suprimir, modificar o introducir nuevas medidas.
  • favoreciendo un seguimiento de la evolución de los elementos ambientales relevantes.

b) El seguimiento ambiental durante la fase de explotación. El estudio de impacto ambiental justificará la extensión temporal de esta fase, considerando la relevancia ambiental de los efectos adversos previstos:

  • verificando la correcta evolución de las medidas aplicadas en la fase de obras.
  • llevando a cabo un seguimiento de la respuesta y evolución ambiental del entorno a la implantación de la actividad.
  • diseñando los mecanismos de actuación ante la aparición de efectos inesperados o el mal funcionamiento de las medidas correctoras previstas.

Resumiendo,  una vez más la Evaluación Ambiental traslada una muy notable relevancia al cumplimiento de las medidas correctoras y protectoras y al seguimiento ambiental de obra en detrimento de la identificación de impactos, la realización de inventarios o la consideración de análisis excepcionalmente descriptivos y a menudo poco prácticos. Esta nueva normativa reconoce implícitamente la labor de los coordinadores ambiental y directores ambientales de obra (muchos de ellos, profesionales que han complementado su formación con nosotros a través de los cursos de Seguimiento y Vigilancia Ambiental en la EIA y el Especialista en Evaluación Ambiental y Aplicación de Medidas Correctoras ) encargados durante los últimos años de su ejecución y anticipa una mayor demanda de profesionales en este ámbito apostando por la especialización de un perfil profesional cada vez más reconocido.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

¿FUNCIONA MADRID CENTRAL?

Publicado en: La Calidad Ambiental por Fernando Follos Pliego. Texto original

Madrid Central. Fotografía del Ayuntamiento de Madrid publicada en Diario de Madrid.De un tiempo a esta parte, desde que se puso en marcha la iniciativa de Madrid Central por parte del Ayuntamiento de la Capital, nos hemos tenido que merendar, día sí y día también, con algún “estudio” sobre el funcionamiento de esta herramienta de gestión urbana diseñada para mejorar la calidad de

Puedes leer y comentar el artículo completo en La Calidad Ambiental

JILGUEROS Y VERDECILLOS EN EL PARQUE DE LA CUÑA VERDE

Publicado en: Naturaleza en Santorcaz y otras tierras... por Alfredo Doncel. Texto original

Al lado de casa tenemos uno de los mayores parques de Madrid y aunque es pleno invierno, da gusto pasear por allí cuando aún queda algo de sol. Este sábado, antes de anochecer estuvimos por allí y me llevé la cámara, así que me entretuve con algunos pájaros de esos que cantan tan bien: jilgueros (C. carduleis) y verdecillos (S. serinus).


Con las últimas luces aún se conseguían distinguir los bonitos colores de este jilguero
Aquí otro individuo nos muestra su flanco
Consumidores de semillas, entre ellas las de los cardos, que consiguen extraer con sus finos picos, se han adaptado a comer las semillas de una especie ornamental introducida, el liquidámbar
Los verdecillos tienen un pico mucho más corto que no pueden usar para esas semillas
De frente y cantando, este macho mostraba su pecho amarillento

Puedes leer y comentar el artículo completo en Naturaleza en Santorcaz y otras tierras...

Cómo alinear la estrategia empresarial con el cambio climático

Publicado en: envirall asesoría y consultoría ambiental en Asturias por Paula Baldó de Andrés. Texto original

Si las empresas tienen controladas sus inversiones, activos, pasivos, proveedores, recursos materiales y humanos, mercados… ¿por qué dejan de lado la sostenibilidad y, especialmente, el cambio climático? Que el cambio climático ya está aquí es un hecho incuestionable (aunque todavía existan quienes opinen lo contrario) y el reto al que nos enfrentamos ahora es como […]

Puedes leer y comentar el artículo completo en envirall asesoría y consultoría ambiental en Asturias

MILANO REAL, MUSARAÑA Y PAJARILLOS

Publicado en: Naturaleza en Santorcaz y otras tierras... por Alfredo Doncel. Texto original

Estos primeros días del año, hemos seguido aprovechando el buen tiempo para dar algún paseo hasta los parques del pueblo. No es que sea fácil ver grandes cosas, pero siempre puede ser interesante conocer los pájaros más comunes para los principiantes. Además, justo antes de los Reyes me di un paseo muy cortito hasta el Carrascal donde me entretuve con un milano real (Milvus milvus) y alguna cosilla más. Por el final empiezo:


Los últimos inviernos los milanos reales están por todos lados

Inconfundibles con su cola ahorquillada y rojiza

El final hizo un picado y empezó a comer lo que fuese mientras volaba

En el camino una pobre musaraña (Crocidura russula) no aguantó la fuerte helada nocturna

A la vuelta, un grupito de gorriones morunos (Passer hispaniolensis) merodeaba por allí
Como contaba, en los parques de la piscina y del Molino de Viento también se ven pajarillos.

En lo alto de un abeto un estornino negro (Sturnus unicolor) tomaba el sol...
… y luego le acompañó un gorrión común (Passer domesticus)
En el capirote de una chimenea otro gorrión tomaba el sol
Un colorido herrerillo común (Cyanistes caeruleus)
En la báscula una lavandera blanca (Motacilla alba
Un pinzón vulgar (Fringilla coelebs) entre las ramas de un almendro

Puedes leer y comentar el artículo completo en Naturaleza en Santorcaz y otras tierras...

¿Puedo presentarme al examen de Consejero de Seguridad ADR en otra comunidad autónoma?

Publicado en: Comunidad ISM » Blogs por avizcaino. Texto original

Las comunidades autónomas convocan periódicamente exámenes oficiales para la obtención del Certificado CE de Consejero de Seguridad para el transporte de mercancías peligrosas por carretera. Históricamente existía una restricción, de tal modo que sólo quienes estaban empadronados en la comunidad autónoma que convocaba el examen podían presentarse.

Las condiciones de acceso a la profesión de consejero de seguridad vienen fijadas en el propio Acuerdo europeo sobre transporte internacional de mercancías peligrosas por carretera (ADR) y son, por lo tanto, comunes a todo el territorio de aplicación del ADR.

Así pues, no tiene sentido que en el ámbito particular de la Unión Europea, donde se promueve la libre circulación de personas, se restrinjan las oportunidades profesionales en función del lugar de empadronamiento. Y menos cuando hablamos de un certificado regulado y cuya validez se extiende a todo el territorio.

Fuente: Pixabay

Para tener seguridad sobre la validez de los certificados de Consejero de Seguridad emitidos por las distintas comunidades autónomas, podemos hacer un repaso de cómo este requisito se ha trasladado a la normativa nacional desde el Acuerdo europeo sobre transporte internacional de mercancías peligrosas por carretera.

En el ámbito de la Unión Europea este Acuerdo es obligatorio para el transporte interno de mercancías peligrosas, habiendo sido incorporado por la Directiva 2008/68/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 24 de septiembre de 2008, sobre el transporte terrestre de mercancías peligrosas y sus posteriores modificaciones. Esta directiva derogaba el marco anterior relativo a consejeros de seguridad, es decir la Directiva 96/35/CE del Consejo, de 3 de junio de 1996, relativa a la designación y a la cualificación profesional de consejeros de seguridad para el transporte por carretera, por ferrocarril o por vía navegable de mercancías peligrosas y la Directiva 2000/18/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de abril de 2000, relativa a los requisitos mínimos aplicables al examen de los consejeros de seguridad para el transporte de mercancías peligrosas por carretera, por ferrocarril o por vía navegable.

La transposición de la Directiva 2008/68/CE se lleva a cabo mediante la aprobación y publicación del Real Decreto 97/2014, de 14 de febrero, por el que se regulan las operaciones de transporte de mercancías peligrosas por carretera en territorio español. Esta nueva norma modifica el Real Decreto 1566/1999, de 8 de octubre, sobre los consejeros de seguridad para el transporte de mercancías peligrosas por carretera, por ferrocarril o por vía navegable, dejando las disposiciones vigentes relativas a los consejeros de seguridad ADR recogidas en el Real Decreto 97/2014.

El tipo de pruebas para el acceso a la titulación de Consejero de Seguridad ADR viene recogido en el Acuerdo, si bien en el ámbito estatal contamos con la Orden FOM/605/2004, de 27 de febrero, sobre capacitación profesional de los consejeros de seguridad para el transporte de mercancías peligrosas por carretera, por ferrocarril o por vía navegable, que detalla cómo se obtiene la capacitación de Consejero de Seguridad en España.

En su redacción original esta Orden FOM/605/2004 recogía que “Los aspirantes únicamente podrán concurrir a las pruebas que se convoquen y realicen por los órganos competentes en el territorio en que tengan su residencia habitual, salvo que obtengan autorización del órgano convocante en un territorio distinto por causa debidamente justificada”. Pero desde la entrada en vigor del Real Decreto 97/2014 esta requisito ha sido eliminado, entre otras cuestiones, por ir en contra tanto del principio de libre circulación de personas como de la lógica de un sistema de capacitación que viene contemplado en el propio ADR.

Así pues, a modo de conclusiones y resumen cabe destacar que:

-          El Certificado CE de Consejero de Seguridad ADR es una capacitación profesional regulada a nivel internacional y su validez, con independencia del lugar de obtención, es para el territorio de aplicación del ADR.

-          Los candidatos pueden presentarse a las convocatorias de los distintos organismos competentes, en el caso español las comunidades autónomas, sin restricciones en relación al lugar de residencia.

-          Todos los exámenes tienen una estructura y requisitos comunes, tal y como analizábamos en este otro artículo sobre la obtención del certificado de Consejero de Seguridad ADR.

El Instituto Superior del Medio Ambiente ha desarrollado junto con Alberto Vizcaíno el programa Consejero de Seguridad (ADR): Gestión de mercancías peligrosas para facilitar a los alumnos interesados el obtener o renovar su certificado la preparación del examen.

Puedes leer y comentar el artículo completo en Comunidad ISM » Blogs

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies